Scrum y su ventaja competitiva en las empresas

27/10/2020
Por Axesor

La efectividad de las organizaciones es primordial en un mercado tan complicado como el actual.

Se sabe que las empresas estudian al detalle la organización de sus plantillas. ¿Pero por qué lo hacen? El motivo es muy simple: productividad y competitividad.

Las personas son uno de los valores más importantes de las organizaciones, pero para dar lo mejor de sí mismas es muy importante plantear marcos de trabajo. Existen muchos y muy variados, pero en la actualidad Scrum es uno de los que mejores resultados ha reportado para las empresas.

¿Qué es Scrum?

Scrum es un contexto en el que se aplican varias prácticas para trabajar en equipo. De esta manera, conseguimos abordar problemas complejos y entregar el mejor resultado posible para un proyecto de manera iterativa y enfocados en conseguir valor de negocio a través de equipos autoorganizados de alto rendimiento.

Este marco de trabajo está enfocado principalmente para proyectos complejos, en los que se necesita un feedback continuo y los requisitos son cambiantes.

Scrum nos permitirá obtener una ventaja competitiva, pues establece un marco de trabajo basando en la mejora continua y detección temprana de riesgos. Es fundamental que, para obtener los mejores resultados, cada organización la adapte a su entorno particular.

En la actualidad, Scrum lo podemos encontrar en diferentes tipos de áreas, pero especialmente se utiliza en el desarrollo de software.

Desarrollo tradicional del trabajo vs. Scrum

La forma tradicional de desarrollo del trabajo se caracteriza por la planificación al detalle de todo el proceso, consumiendo grandes cantidades de tiempo.

Sus problemas fundamentales son la flexibilidad; la gestión de expectativas; la transparencia; los equipos de trabajo con baja motivación; la cultura del esfuerzo. Todo ello impacta negativamente tanto en satisfacción de clientes como en costes.

Sin embargo, Scrum se basa en los principios ágiles, lo que supone un cambio de paradigma en prácticamente toda la compañía, un cambio de cultura que permite desmarcarse de la competencia y tener una estructura capaz de afrontar cualquier cambio.

En un mundo globalizado como en el que nos encontramos, los cambios están a la orden del día. Por ello, este marco de trabajo es muy favorecedor para las organizaciones, ya que consigue adaptarse fácilmente a las necesidades de cada una de ellas.

Scrum en el marco Axesor

En Axesor hemos apostado por los equipos de alto rendimiento siguiendo en primera instancia el marco de trabajo Scrum.

Esto es parte del cambio de cultura que estamos abordando y que nos permite posicionarnos como una compañía más disruptiva y competitiva. Focalizarnos en el verdadero valor para el negocio, desde todas las capas de la compañía, desde la más alta hasta los equipos de trabajo.

Nos permite estar sincronizados con el cliente y con el mercado, trabajando en iteraciones que añaden nuevas funcionalidades de forma continua.

Basamos nuestro mindset en los principios de la agilidad, por lo que, además, adaptamos y optimizamos el proceso para obtener el más alto rendimiento en el desarrollo de nuestros productos y la satisfacción de nuestros clientes.

Además, la situación actual ha tenido un impacto mucho menor gracias a la estructura de equipos autoorganizados, el modelo de trabajo basado en un feedback continuo y una buena gestión de expectativas.

Para concluir, uno de los componentes que nos permite llevar esta forma de trabajo a un caso de éxito, es mantener a las personas motivadas, haciendo que se sientan identificadas, partícipes del equipo al que pertenecen y con el que adquieren los compromisos necesarios para alcanzar los objetivos que se proponen continuamente.